Serluna

Switch to desktop Register Login

La alegría como mejor medicina: Patch Adams

Por Patricia de la Peña

En una época en la que el poder de la tecnología hace posible intervenciones jamás soñadas para curar la enfermedad humana, la relación paciente-doctor se ha vuelto un campo de batalla.

La desconfianza y la falta de respeto prevalecen, cuando la intimidad y la alianza son más necesarias que nunca. "Como médicos hemos perdido el contacto con las raíces históricas que dan significado a nuestras vidas. Los sueños que nos guiaron hacia una profesión que combina la diligencia hipocrática con la obligación samaritana, han quedado lejos". Así lo afirma el doctor Hunter 'Patch' Adams, promotor de la Terapia de la Risa, quien recientemente visitó nuestro país para impartir dos conferencias: 'Vivir la vida con alegría' y 'La alegría como mejor medicina', dirigida a médicos, enfermeras, estudiantes y público en general.

'El faro' tuvo la oportunidad de conversar con el doctor Adams con el fin de compartir una reflexión con todos nuestros lectores, la filosofía de alguien que ha tenido el valor de vivir sus sueños.

Adams afirma que la esencia de las relaciones humanas elementales se ha deteriorado primordialmente en el campo de la salud debido al uso excesivo de la tecnología, a nuestro proceder y a las exageradas reglamentaciones.

Aunque su vestimenta es de payaso, Adams es un personaje tremendamente serio en sus convicciones. Su filosofía se basa en la felicidad, desde las caricias, los chistes, la búsqueda de la alegría en la familia y los amigos; en la satisfacción del trabajo, y en el éxtasis de la naturaleza y del arte.

Una amplia variedad de estudios han demostrado que el amor, el sentido del humor y la alegría estimulan al sistema inmunológico. A través de un momento de risa, una caminata en el campo, el simple hecho del tacto con el otro, o las lágrimas, se puede reorganizar la biología de forma tal como ninguna medicina lo puede lograr.

Para él hubo dos cosas fundamentales en su vida: "Una madre muy amorosa, piedra angular de mi existencia, quien me enseñó que el amor es lo más importante en la vida, y a los 16 años, cuando después de una semana de comunicación y encuentro con mi padre, muere súbitamente. Quedó claro para mí que de alguna forma tenía que usar en forma de paz y justicia el amor que mi madre me había dado".

En la profesión médica -dice Adams- a la justicia se le llama cuidado. Y de la misma forma que lo cuidó su madre, trata a sus pacientes. Patch piensa que la sanación debe ser amorosa, creativa, sana y de humorística interacción humana y no una transacción de negocios.

Asimismo señala que lo que expone en sus conferencias y en su práctica profesional no es un método, simplemente usa esa idea de ser como las abuelas y las madres. Y el método de la mamá es voltear a ver a la habitación y saber cuántos se van a quedar a cenar, si vienen los amigos y parientes para el verano y unos más que entraron de la calle, y la abuela se fija en que todos estén bien alimentados, en que todos se laven las manos y que todos reciban una caricia. La gran falla, comenta, radica en la sociedad que no sabe del sentimiento de las madres, de las mujeres. En este mundo totalmente masculino, las metas del hombre están fijas en el poder y el dinero. Y no ve más allá de eso, del cuidado y el amor, como sí lo hacen las mujeres.

Patch afirma que los medios de comunicación pueden hacer mucho para contribuir a hacer de éste un mundo mejor. Sin embargo, la televisión enseña a nuestros hijos que quieran cosas y no el amor ni la paz. Por ello, 'debemos hacer una revolución romántica gigante para recuperar nuestra humanidad'.

En 1998 Universal Pictures compró los derechos de su libro para realizar una película en la que Robin Williams interpretó a Patch. La película recaudó aproximadamente 3 millones de dólares, de los cuales Patch no recibió nada que contribuyera a construir su sueño.

Su Instituto Gesundheit (¡salud! en alemán) es el sueño de un sinnúmero creciente de personas, un experimento al servicio del cuidado médico integral, basado en la idea de que no se puede separar la salud del individuo de la salud familiar, de la comunidad y del mundo: "...aquí sanar no significa tan sólo prescribir medicinas y terapias, sino trabajar juntos y compartir en un espíritu de alegría y cooperación..."

Gesundheit constituye un acto sociopolítico, que surge como resultado de la profunda preocupación por la calidad de vida de la gente, en un mundo dominado por valores inherentes a la ambición y al poder. El cuidado para la salud está en crisis, así como la vida familiar y comunitaria: "Queremos cambiar al sistema médico, propiciar una revolución pacífica y servir de estímulo, tanto a los grandes sueños como a las grandes acciones".

El hospital tipo hogar de Patch Adams y sus colegas intenta ser gratis y abierto para quien sea de cualquier parte del mundo. La idea es crear un modelo de centro de salud, no necesariamente para que se copie sino para estimular a los profesionales de la salud y a los hospitales a desarrollar un ideal médico de acercamiento en sus comunidades. Tal vez sería muy idealista el poder actuar amorosamente y con compasión hacia todos, sin embargo, es muy cierto que en cada uno de nosotros está la posibilidad de crear un mundo mejor, simplemente a través de una sonrisa.

Gracias a Patricia de la Peña y a Ricardo Ocampo con su Red Iberoamericana de Luz por compartirnos este texto.


Si deseas suscribirte gratuita y directamente al servicio informativo RedLuz para recibir y compartir documentos similares, sólo tienes que mandar un email aEsta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo."> Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.">Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.